viernes, 18 de julio de 2014

Dando vida a esas percusiones: Compresión Paralela

Hola amig@s. Regreso tras un receso con un tema que me llama mucho la atención, y que ha hecho que mejore el color de mis percusiones así como las mezclas algunos estilos musicales acústicos. Tras leer, releer artículos y probarlo en mis carnes, os dejo con la Compresión Paralela o Compresión New York, que tan buen efecto causa.

EN QUÉ CONSISTE
La compresión paralela es, simplemente, una técnica que consiste en fusionar la señal limpia con el envío a un compresor. Su principio es sencillo: se trata de utilizar un compresor como un efecto más, y por tanto, hacer un envío auxiliar, como un envío de reverb, hacia un compresor insertado en el máster del bus que utilicemos. Es una aproximación radicalmente o puesta al clásico uso del compresor en serie, donde el efecto se inserta directamente la pista y afecta a la señal. El esquema típico de la compresión paralela sería algo así:


La compresión paralela o New York tiene como objeto suavizar la dinámica de la señal o pista de audio sobre la que se aplica, pero sin perder pegada. Esto ya nos hacer pensar en las percusiones y drums, que son el tipo de pistas que más se van a beneficiar con esta técnica.

La señal limpia se mezcla con la señal comprimida, sin más misterio. El principio es bien sencillo, se trata de mezclar una pista sin procesar junto con otra a la que aplicaremos un tratamiento de compresión bastante severo.


¿QUÉ INGREDIENTES NECESITAMOS PARA COCINAR ESTE PLATO?

Hay diferentes maneras de ajustar el compresor, pero una de las más utilizadas y que mejores resultados proporciona es:
  • Valores de threshold muy bajo
  • Valores de attack al mínimo,
  • Valores de ratio infinito,
  • Valores de release al mínimo.

Otra configuración un poco más suave:
  • Valores de threshold bastante bajos, entre - 40, -45, -50 dependiendo de la señal.
  • Valores de ratio pequeños 2:1, 2.5:1, 3:1
  • Valores de ataque muy rápidos que frenen inmediatamente cualquier pico
  • Valores de relajación o release largos, por ejemplo 800 - 1000 ms

A tener en cuenta:
  • Cada compresor tiene un color diferente, pero por regla general funcionan mejor compresores con ataques rápidos. Por supuesto también podéis utilizar un compresor hardware estéreo, y si es de válvulas mejor.
  • El envío auxiliar tiene que ser estéreo y post fader, y tiene que seguir el panorama del canal. Esto quiere decir que el envío de bus seguirá cualquier modificación que hagamos en el canal: volumen, EQ, dinámica, pan… etc.
  • En cada DAW se puede hacer una manera parecida, que, básicamente, consiste en crear un bus, grupo o canal de efecto con el compresor y hacer un envío desde la pista. El compresor suele tener un ajuste extremo, para exagerar sus propiedades e, incluso, distorsionar si se desea.
  • La mayor dificultad de esta técnica es que el programa secuenciador debe compensar PERFECTAMENTE la latencia del compresor o usar un compresor que no añada latencia en su proceso (hay muchos). Por supuesto tenemos que activar la compensación de latencia en el software que utilicemos ya que de lo contrario tendremos unos problemas de fase bastante desagradables.
  • Para aquellos que experimentan problemas de compensación de retardos en sus plugins (que obviamente introducen problemas de fase) pueden aplicar un truco que es infalible, Se trataría de insertar el mismo plugin de compresión en el canal que no vamos a procesar, ajustando el parámetro de ratio en 1:1. Con esto conseguimos equilibrar los retardos en las pistas y evitamos los tan odiados problemas de fase

EJEMPLOS VISUALES








EN DEFINITIVA, ¿CUÁL ES EL OBJETIVO?

La idea es que después de trabajar cada pista como siempre: EQ, dinámica, etc... vamos añadiendo un poco de compresión paralela a las pistas que queramos, y veremos que conseguimos ese “punch” extra que nos faltaba. 

El principio es sencillo: al enviar la señal al compresor con un ajuste tan extremo, éste recorta todos los picos y realza las partes más suaves de la señal, consiguiendo un sonido más “gordo”, con más densidad, es decir, más volumen aparente (loudness) sin perder los transitorios. Los picos transitorios van a seguir apareciendo y las partes más suaves se ven beneficiadas porque aumentan de volumen y adquieren más cuerpo.

Además, al trabajar con un envío auxiliar, el sonido original de cada pista no es modificado, sino que se le añade en la proporción que queramos el efecto de compresión paralela. De esta manera no nos cargamos la dinámica y conseguimos más pegada. Si escuchamos en solo el máster del bus 1 veremos que el efecto es realmente muy agresivo, pero es precisamente esa agresividad mezclada con la señal original la que nos ayuda a conseguir pegada.

En las mezclas de hoy en día la densidad es muy importante, más allá de las guerras de volumen. Si estás trabajando en una canción de un estilo de música electrónica, necesitas que el bombo y cajas sean densos y con pegada o que el bajo y los leads no se pierdan. Si estás trabajando con estilos más acústicos, necesitas que la voz no se pierda bajo los arreglos, que las guitarras no queden enterradas detrás de la batería y, su uso más típico, que la batería suene potente. Aunque en la electrónica el dominio de la compresión paralela se ha vuelto fundamental, es en las grabaciones acústicas donde sus ventajas son más obvias, dado que los instrumentos acústicos tienden a tener más dinámica.



Así pues, no se trata de aplicar compresión paralela a todas las pistas, veréis que hay que encontrar la proporción justa para que funcione, pero una vez estéis familiarizados con esta técnica os va a resultar de gran ayuda.

Saludos y ¡hasta pronto!

0 comentarios :

Publicar un comentario

Anímate, cuéntame qué te parece lo que ves o aporta tu granito de arena.

Gracias por hacer comentarios, y gracias por dar las gracias si te he resuelto una cuestión.

PD: Por favor, evita dejar Spam en forma de enlace hacia tu web/blog, pues podría ser eliminado.

Si te interesa hacerte publicidad, por favor, envíame un correo y yo trataré de incluir tu enlace entre las webs/blogs que sigo, siempre que el contenido se adecue al contenido que se trata en este blog.